El mejor hotel de Yogyakarta

Yogyakarta ofrece multitud de opciones de alojamiento, que van desde categorías ‘Premium’ a otras más asequibles. Tanto el centro de la ciudad como sus alrededores cuentan con hoteles muy dispares y tanto viajeros selectos como mochileros pueden encontrar su opción perfecta sin problema. Antes de iniciar mi viaje, tuve la curiosidad de buscar el ‘mejor hotel de Yogyakarta’ online. ¿Y sabéis lo que me respondió Google y un poco de búsqueda digital? Amanjiwo.


Sin esperar más, decidí probarlo. Decidí hospedarme en ese lugar y así probar el grupo hotelero Aman por primera vez. Y, ahora que lo hice, solo os diré una cosa: espero probar muchos más. Y es que quedarme en el Amanjiwo no solo fue una experiencia hotelera excelente… fue mucho más. Es mucho más que el mejor hotel de Yogyakarta. Os lo aseguro.


El resort fue construido a unos 2 kilómetros del alucinante templo de Borobudur (nombrado patrimonio de la UNESCO y uno de los mayores atractivos de Java), y está situado estratégicamente a pie de las colinas Menoreh. Amanjiwo cuenta con solo 36 suites de lo más exclusivas, construidas en forma semicircular y en varios niveles alrededor de una suerte de capilla de piedra que aguarda la recepción, una biblioteca, un Lobby y el restaurante. Un spa, una piscina impresionante acompañada de otro restaurante y un gimnasio completan la oferta del lugar. Pero poca justicia le hacen mis enumeraciones a la magia del hotel.


Tuve la suerte de hospedarme en una de sus ‘Borobudur Pool Suite’, una suite increíble con vistas al famoso templo y piscina privada. La calidad de los materiales, la arquitectura y la exquisitez de cada detalle no se pueden transcribir con palabras. Despertar por la mañana con el sol, con ese escenario y esa paz indescriptible fueron sin duda momentos que no olvidaré jamás. Viajar es crear recuerdos, y os aseguro que estos han sido los más especiales de todo mi viaje al centro de Java.


En cuanto al servicio: intachable, mágico, insuperable. Cada gesto y su delicadeza, cada sonrisa, cada detalle brindados por todos los miembros del staff solo pueden llevar el sello de una gerencia o un grupo de altísima categoría. Y a juzgar por lo que viví, el grupo Amán encabeza sin lugar a dudas las listas más prestigiosas de ese sector.


¿Y qué deciros de la comida? Cada materia prima, cada ingrediente y cada plato ofrecido en su delicado menú transformaron mi estancia en un viaje también gastronómico y un retreat holístico sin igual.


Pensaréis que mis palabras son exageradas, tal vez, pero os diré una cosa: Amanjiwo fue el punto más álgido de mi viaje por el centro de Java. Lo fue, y las palabras se quedan cortas para expresarlo. Hay hoteles que son destinos. Amanjiwo es eso… y mucho más.

Osiris Martínez

Osiris Martínez

- Periodista - Motivadora - Nómada Digital -

Share on facebook
Compárteme en Facebook
Share on whatsapp
Enséñame por Whatsapp
Share on email
Envíame por Correo
Si te ha gustado, puedes conectar conmigo a diario en 

Mi
Instagram

Suscribete
Informar sobre
0 Commentarios
Comentarios Hilados
Ver todos los comentarios